viernes, 24 de enero de 2014

7. Secretos

Adjuntos

Todo el mundo tiene secretos. Asuntos que uno guarda para sí mismo, que no queremos compartir con nadie o que elegimos compartir sólo con algunas personas de nuestra confianza. Pueden ser pensamientos, sentimientos o acciones.
Es fundamental que los niños y niñas aprendan a distinguir secretos:

Inofensivos: alegría y sorpresa, tanto para los adultos como para los niños y niñas. Y que no dañan a nadie, ni a uno mismo ni a los otros. Ejemplos:
  •  No decir que se sacó una buena nota en el colegio. 
  • Que la torta que guardaron en secreto es para sorprender en el día de su cumpleaños, a la mamá o al papá. 
  • Que discutió con su mejor amigo o amiga. 
  • Que no se duchó. 
Dañinos: que causan incomodidad, ansiedad y dolor, tanto a uno como a otras personas. Estos secretos pueden ser iniciados por adultos con autoridad o personas mayores que los niños. Ejemplos:

  • No decir que ha visto algo que no corresponde a su edad. 
  • Ver que le pegaban a alguien y no contarlo. 
  • No contar que ha sido objeto de alguna amenaza o abuso, por miedo a que no le crean o a que lo castiguen. 
  • No avisar o informar si alguna autoridad, ya sea escolar, eclesiástica o familiar, intenta persuadirlo para fines mal intencionados o de índole sexual.
volver al temario                                    ir al siguiente tema

No hay comentarios:

Publicar un comentario