lunes, 20 de enero de 2014

¿Cómo actuar ante un caso de abuso sexual infantil?

Adjuntos

En caso de sospecha de abuso 
Puede ser que un niño o una niña, víctima de Abuso Sexual, no se atreva a revelar su situación, por:
  • Estar bajo amenaza del agresor o agresora. 
  • Miedo a que no le crean. 
  • Temor a perder el cariño de las personas importantes para él o ella. 
  • Miedo a que lo reprendan. 
  • Sentirse culpable por lo ocurrido.
En caso de existir sospecha de abuso sexual, sin existir un relato o revelación por parte de él o ella, se recomienda ofrecer un espacio de comunicación, creando una atmósfera propicia para hablar sobre el tema.
Esto se puede hacer: 
  • Demostrando interés por lo que le pasa sin demostrar alarma. 
  • Adoptando una actitud cálida. 
  • Validando su sufrimiento. 
  • Respetando su intimidad, emocional y física. 
  • Dejando las puertas abiertas para conversar. 
  • Transmitiéndole que es un niño o niña normal. 
  • Demostrándole que es una persona valiosa y capaz (no sobreproteger). 
Pida ayuda, de manera discreta, resguardando la intimidad del niño o la niña.

En caso de revelación de abuso 
En caso de haber relato, del niño o la niña, acerca de alguna situación abusiva, se recomienda:
  • Acoger, apoyar y proteger al niño o niña. 
  • Acepte los sentimientos que tenga, respecto al abuso vivido.
  • Denuncie inmediatamente.
  • No indague más de lo que relata. 
Algunos consejos prácticos:  
  • Creerle al niño o niña y decirle: “Gracias por confiar en  mí y contármelo, así puedo ayudarte a solucionarlo”.
  • Hacerle sentir orgulloso por haberlo contado, con respuestas como: “Has sido muy valiente al contármelo y estoy muy orgulloso(a) de ti”. 
  • Decirle que no es culpable. “Tú no has hecho nada malo”, “No es culpa tuya”. 
  • Asegurarle que no le ocurrirá nada malo. Con respuestas como: “Ahora que me lo has contado, puedes estar tranquilo, porque esto no volverá a ocurrir”.
  • Decirle que saldrá adelante. “Aunque ahora estés un poco triste, todos te vamos a ayudar a que te sientas mejor”.
  • Expresarle afecto. “Te quiero y estaré junto a ti siempre  que me necesites”.
  • Mantener la calma. No hablarle con demasiada carga emocional, trasmitiendo desasosiego y preocupación;  el niño o niña debe verlo/a firme ante la situación. Recuerde que él es el afectado y que su función es ayudarlo.
  • Proteger a la víctima. Impedir que el abusador pueda  volver a acceder al niño o niña, y el mejor método para esto es la DENUNCIA.
Lo que Nunca se debe hacer 
  • Negar que el abuso ha ocurrido.
  • Tener una reacción de alarma. 
  • Culpar al niño o niña del abuso. 
  • Tener la actitud de ir a hablar con el abusador o abusadora.
  • Hacer interrogatorios exhaustivos al niño o la niña.
  • Tratar al niño o la niña de forma diferente que antes.
  • Sobreprotegerle. 
  • Recordarle continuamente el suceso. 
  • Nunca le diga que olvide lo vivido, ni que perdone al abusador.
Consejos útiles:
Saber que un niño o una niña fueron abusados es una experiencia  extremadamente dolorosa para cualquier madre, padre o adulto encargado de su crianza. Es entendible que se experimenten sensaciones de desorientación y fuerte angustia. 
  • No obstante, es esencial permanecer tranquilo y centrarse en buscar la mejor forma de protegerle y  apoyarle.
  • Si no se siente capaz de manejar la situación adecuadamente, asista a un profesional de la salud: médico, psicólogo, orientador familiar, asistente social, etc.
  • La primera medida siempre será proteger al niño o la niña, lo que implica tomar todas las medidas necesarias para que los abusos cesen y evitar todo contacto directo o indirecto con el agresor.
  • No dude en BUSCAR AYUDA, ésta existe.
En el ambiente escolar
Central de Investigaciones 134. Como educador(a) es posible que usted se enfrente a la sospecha, o a la certeza, de que uno de sus estudiantes está viviendo una situación de abuso sexual. Es usual   que esto ocurra en el círculo cercano al niño o a la niña, incluyendo la propia institución escolar y su familia.  
Aunque resulte tremendamente inconfortable reconocer la presencia de estas conductas por parte de un compañero(a) de trabajo, recuerde que ante todo debe primar el bienestar de los niños o niñas a su cargo. Por esto, como docente usted tiene la responsabilidad de impulsar las acciones necesarias para que se efectúe DENUNCIA. Ante la menor sospecha informe al Director, él debe DENUNCIAR.
¿Qué debo hacer frente a la sospecha de abuso sexual por parte de un docente o de cualquier funcionario del establecimiento educacional?
  1. Debe informar la situación a los cuidadores facilitando la información de que dispone para que ellos realicen la denuncia.
  2. Conversar sobre su sospecha con el director(a) del establecimiento.
  3. Deberá realizar la denuncia correspondiente de manera inmediata (en conjunto con la dirección del establecimiento) sólo así se logrará proteger la integridad del niño o niña.
  4. La investigación sólo puede ser realizada por la Fiscalía correspondiente luego de la denuncia, a través de los organismos competentes como lo es PDI, Carabineros, Servicio médico legal.
  5. No divulgar con la comunidad educativa la situación delniño o niña, pues esto lo estigmatizaría (lo marcaría frente al grupo).
  6. Lo más importante es hacer la denuncia correspondiente ante algunas de las siguientes organizaciones:
Dónde pedir Ayuda  
  • Fiscalías  
  • Unidades de la Policía de Investigaciones de Chile  
  • Unidades de Carabineros de Chile  
  • Tribunales de Familia  
  • Carabineros de Chile: fono familia 149; fono niños 147.  
  • Policía de Investigaciones: Brigada de Delitos Sexuales a Menores (BRISEXME): 5657425.  
  • Servicio Médico Legal: Fono: 800 730 800 (desde cualquier teléfono fjo y de manera gratuita).
  • Servicio Nacional de Menores (SENAME): www.sename.cl
  • Fiscalía del Sector (Más información en Internet).
  • En los consultorios.
  • En los establecimientos educacionales, con los profesionales docentes, psicólogos.
  • En los organismos estatales, tales como Oficinas de Protección la de la Infancia (OPD); Proyectos de Intervención Breves (PIB); y otros asociados.
¿Quiénes están obligados a denunciar?
Frente a la sospecha de una vulneración de derechos de los niños y niñas, quienes están obligados a denunciar son los adultos a cargo del cuidado del niño o niña, de esta manera, el establecimiento educacional está obligado (director, psicólogo, profesores); asimismo, los profesionales de los servicios de salud (matronas, doctores, psicólogos, asistentes sociales); los padres o cuidadores.
El plazo para efectuar la denuncia es de 24 horas, contadas desde que se toma conocimiento del hecho. Quien no cumpliere con esta obligación, o lo hiciera tardíamente, será castigado con una multa de 1 a 4 UTM, salvo que realice algún acto que implique el ocultamiento del hecho, caso en el cual podría ser sancionado como encubridor.
Es importante señalar que la persona que realice la denuncia puede recibir protección en su calidad de testigo, si existe temor fundado de hostigamiento, amenazas o lesiones.

volver al temario

No hay comentarios:

Publicar un comentario